domingo, 16 de noviembre de 2008

Un bochorno cualquiera hace en la vida....


MusicPlaylist
Music Playlist at MixPod.com




Buscando fotos aparecieron estas que me recordaron un momento muy feliz, de una época feliz, y de una obra que trajo muy felices momentos...
Pero también, inevitablemente, vino a mi mente la dura experiencia de la tercera función de esa obra, realizada en el teatro Municipal de Bahía Blanca...




La preparamos como grupo independiente, sin mucha experiencia, sin mucho conocimiento, pero con todas las ganas y el entusiasmo juvenil. El resultado fue bastante bueno, mejor del que esperábamos, en realidad, y también la respuesta de la gente. Tanto, que nos animamos al Teatro Municipal (1500 localidades)...

En esa época, aún éramos
alumnos de la escuela de Teatro, y la directora nos llamó para ofrecernos la "ayuda" de un profesor y director de la escuela, al saber que íbamos a presentar la obra en el Municipal.


Nosotros agradecimos la oferta, pero todos estábamos de acuerdo en presentarla tal como estaba, un poco por respetar nuestro trabajo, otro poco por no cambiar lo que había gustado, y otro poco (b
astante) porque ninguno confiaba en aquel director (que en paz descanse). La cuestión es que la señora directora nos salió con un artículo que dice que los alumnos no tienen permitido presentarse en espectáculos ajenos a los de la escuela, mientras estén cursando la carrera. Obvio que esta cláusula nunca se cumplía, y recién se acordó de su existencia en esta oportunidad y por su conveniencia.


Luego de larga charla grupal, votamos y decidimos hacer la obra con la dirección de este maestro y director.
Los ensayos fueron un terrible embole, el tipo cambiaba todo , arruinando nuestra puesta, y algunos de mis compañeros proponían hacer todo a nuestro mod
o al llegar la función... finalmente pudimos negociar, y la cosa no fue tan terrible...

Lo que sí fue terrible, es que un buen día (mal día) este seño
r se vino con la noticia de que iba a agregar al espectáculo cinco obras cortitas cómicas, para mejorar la cosa. Todos nos miramos, nos sentimos invadidos, pero no pudimos hacer nada...



Como si fuera poco, tuvimos que actuar en esas cinco obritas, porque él las tenía montadas desde hacía tiempo, pero algunos actores y actrices habían abandonado el proyecto (y entiendo muy bien la
s razones).
De todo se aprende en la vida, y de mi año como alumna de ese profesor, aprendí muy bien lo que no quiero hacer sobre un escenario, lo que no quiero hacer en un ensayo, y sobre todas las cosas lo que no debo hacer como docente y directora...
Llegado el día de la función, esa misma tarde, nos enteramos de que entre obrita y obrita, iba a cantar el grupo Cantares, a quienes no teníamos el gusto de conocer, ni sabíamos en absoluto nada de ellos.
Es para darle mayor importancia al espectáculo, dijo el director, y no hubo nada más que decir...



El teatro estaba hasta las manos, todas las butacas ocupadas y hasta gente en el gallinero, digo en el paraíso...
Arrancamos con toda la fuerza y la mejor onda, me fasciné al escuchar mi voz tan bien, llegando a cada rincón del mejor modo, ya que la acústica es de primerísima.
Disfrutamos como dioses nuestra primera actuación en un "teatro grande" La gente aplaudió a rabiar, aplaudió de pie, y sentíamos el aplauso muy merecido...

Menos mal que nuestra obra fue la primera...

Luego llegaron las obras cortas, las cómicas, algunas logradas, otras un desastre... pero lo peor no eran las obras en sí....
Cada cambio de escenografía, a telón cerrado, era amenizado por el grupo Cantares, que resultó ser gente macanudísima, con la mejor de las ondas, y que hacían música de excelente nivel.
Pero, claro, ellos habían llevado todos sus instrumentos, habían hecho toda una movida... y no para cantar seis temitas en total.
Así que entre obra y obra, tuvimos un mini recital del grupo, que entre las obritas cómicas cantaban temas como El viejo Matías, Alfonsina y el Mar, Era en abril...
Toda la energía se iba para abajo, un bajón de aquellos!!! Sumado el tiempo que duró el espectáculo en total: cuatro horas y media!!!
Yo estaba sobre el escenario, haciendo uno de los personajes cuando vi como la gente se levantaba y se iba.
La primera imagen del éxodo, me produjo un leve temblor de piernas y dolor de estómago, pero seguí adelante con toda la energía, sin darle importancia al asunto...

Luego miré nuevamente, no podía evitarlo, y se ve que cuando alguien encaraba la salida le daba valor al resto, y unos cuántos se escapaban...
Los veía salir de a diez, de a veinte, y juro que no exagero...
La imagen de terminar actuando a sala vacía se vino a la cabeza, y sentí una mezcla extraña de pánico y ganas de reírme, la situación no dejaba de ser graciosísima...
Después, en varias ocasiones, espiámos con Sergio desde un agujerito del telón y al ver que cada vez quedaba menos gente comenzamos a hacer chistes al respecto y nos costaba aguantar las carcajadas...

En el saludo vi que la platea estaba bastante llena, digamos unas trescientas cincuenta personas, y todavía quedaban algunos valientes por los palcos bajos.
Tantos parientes tenemos???, me pregunte.

Sabía que mi familia no había ido, ni tampoco la de una de mis compañeras, el resto no podría llevar más de cinco o seis personas... Deduje que los que aguantaron hasta el final serían público del grupo Cantares...

Desde el escenario pude ver a un señor dormido, y a su mujer tratando de despertarlo disimuladamente.


El director nos reunió y nos pidió que no nos desmoralizáramos (varios mordíamos los labios para no expresar nuestras risas) y opinó que eso era un signo más de la incultura bahiense...

Nunca más volví a trabajar con él, por suerte y por propia decisión, claro.
De todos modos, este no ha sido el único bochorno de mi vida, tengo unos cuántos más para contarles...

15 comentarios:

Xochitl dijo...

Marina, me alegro que lo hayan tomado con humor, yo no se si tendria el valor que tu tuviste para seguir con la funcion aun viendo la cantidad de gente que se iba marchando. Eres grosa !!!!

PD: ya arreglé el problema "técnico" con el otro blog, había configurado mal los comentarios, ya puedes pasar sin problema

Besos !!
mi mail es xerm971@hotmail.com

Anónimo dijo...

"Un sol de cartón pintado,
un estreno muy ruidoso,
un aplauso prolongado,
un letrero luminoso,
un tango de la Merello,
un telón que es un palacio,
un papel de caramelo,
la vida en muy poco espacio,
esto es teatro".
(Aplauso al post)
Bochornoso el "director".
Suele suceder lo contrario: obra infantil, lluvia torrencial, 6 actores, 2 entradas vendidas. Suspendemos? Votación: Lo tomamos como ensayo, ya que estamos acá jugamos. Media hora de maquillaje y vestuario. A los quince minutos de empezar (45 min de la hora anunciada) comenzó a llegar el público. Terminó la función con lleno total. ♪ Esto es teatrooo ♪

Psyche dijo...

Hola Marina... oye que super historia la verdad, no sabía que te habías dedicado al teatro asi tan profesional. Una vez yo sali en una del mago de oz en el teatro de la ciudad de acá mi ranchu, pero no tuve ningun papel protagonico... solo fui una hurraca que molestaba al espantapajaros y ya jajaja...

Weno... te dejo un abrazo mientras...

saludines

(:

yiya dijo...

Hola Marina!!, la verdad que lo que importa es la experiencia como aprendisaje y sacar algo de cada cosa, de esto sacaste risas, aplausos y un modelo a NO SEGUIR...
Besos y espero que sigas feliz feliz..

dondelohabredejado dijo...

Edith: Qué suerte que voy a poder comentar!!! Entré varias veces, pero nunca pude publicar mi mensajito. Luego te escribo...
Cuando estás en el baile, seguís bailando, Nena, todos tuvimos el valor para seguir, y todos sentimos el mismo dolor de estomago, la misma frustración, y las mismas ganas de reírnos... Cuando nos encontramos con esa gente y salta esta anécdota, no podemos parar de reírnos!!!
Te mando un abrazo, compartiendo tu felicidad, y te escribo en un rato.

dondelohabredejado dijo...

Anónimo: Oh, mi dulce anónimo de Jujuy!!! Gracias por tus aplausos (reverencias con sonrisa).
Sí, sí, suele suceder lo contrario, y gracias a la vida también he tenido de esas maravillosas experiencias!!! En un infantil en el Rojas, en el que yo bajaba a trabajar con los niños de la platea, tuve que caminar por los bordes de las butacas (menos mal que mi estado físico y equilibrio aún lo permitían, je je) porque había tanta gente (dos niños por butaca), hasta los pasillos llenos...
Lo que me contás es hermoso, de mucha emoción... gracias por compartirlo.
Yo sé muy bien quien sos vos y vos muy bien quien soy yo... Te pido, por favor, que firmes de algún modo tus mensajes, una inicial, una palabra que te identifique... Los anónimos no me gustan, me producen cosita fea, y sabés muy bien por qué...
Un abrazo, dulce, y mis saludos a Jujuy.

dondelohabredejado dijo...

Psyche: Hola, Nena!! No sabías?? Ah, sí, me dedico al teatro. Sucede que he posteado pocas cosas con respecto a lo teatral, en realidad...
Qué lindo personaje hiciste, no me vas a decir que no habrá sido re divertido molestar al espantapájaros, je je...
Saluditos y besitos.

dondelohabredejado dijo...

Yiya: tal como lo decís, saqué todo eso. Y también un recuerdo jocoso para compartir con ustedes.
Sí, sí, sí, sí... cada día más feliz!!!
Besote y abrazote!!

La candorosa dijo...

La Directora de la Escuela de Teatro, ¿tenía algún "yeite" con el profesor que los invadió?... digo, porque tanta insistencia por un reglamento que nadie cumplía... y solo para arruinarles el trabajo!!!

Disculpame, pero ese tipo merecía ser excomulgado de los ambientes teatrales de todo el país, caramba!!!! ajajajaaaaaa

De todas maneras muy loable lo de ustedes, pues quedó muy en claro que en ese lugar y en ese momento, los que dieron "cátedra" de como manejar las cosas, fueron ustedes!!!

¡¡¡Me encantó este post!!!
Felicitaciones ¡¡¡y besotes gigantes llenos de candor!!!!

dondelohabredejado dijo...

Candorosa: ja ja ja, la directora era muy amiga de este director, pero no había ningún yeite, más bien querían aprovechar que nosotros habíamos conseguido el Teatro Municipal, cosa que la escuela de teatro hacía varios años que no lograba, y hacer un poco de alharaca, además de usar el éxito de nuestra obra, que había resultado buena, y dimos muchas funciones y la gente iba varias veces a verla..
Me alegra que te haya gustado el post, tengo unos cuántos bochornos para postear, pero también algunos éxitos, así que iré matizando...
Besos a vos, y a toda la family (quiero chatear con Candoritoooo)

Uma dijo...

Mirá Marina, no creo que haya sido ningún bochorno, pq vos decís que la gente aplaudía a rabiar!!.
Lo que sí fue una caga.. fue que este fulano director metiera tantas cosas que por poco el espectáculo duaraba medio día.... jajajaja
Casi que la gente se habría tenido que llevar una vianda.... jejejeje
Besos "actorales"..

dondelohabredejado dijo...

Uma: En la primera obra, sí aplaudieron a rabiar... pero luego huían despavoridos!!
Una vianda??? ja ja ja, lo que nos hubiera faltado!!! Sentir desde el escenario el olorcito a sandwich de milanesa o mandarinas!!!
Un abrazo grandote, Nena!

Mariel Ramírez Barrios dijo...

que cosa...no?
es todo un tema
DIRIGIR
tener AUTORIDAD
implica formaciòn depurada y humildad extrema.
Que capa que sos.

dondelohabredejado dijo...

Mariel: gracias por los elogios!!! Ya cuando veas algo mío podrás hacerte una opinión...
Te mando millón de besos!!!

Gustavo dijo...

ja ja ja ja Me has hecho partir de risa, Nena.
Claro que acá el tema es un bochorno con responsable, o sea el director.
Pero imaginarte en esa situación me ha hecho reír mucho...
Sobre todo tu descripción del modo en que los espectadores escapaban.
De estas anécdotas, también se construye nuestra historia, y son disfrutables, gracias por compartirla.